fbpx Una profesora de español para niños en EE. UU. | Cálamo y Cran
Inicio » Blog » Una profesora de español para niños en EE. UU.
12/03/2020

Una profesora de español para niños en EE. UU.

Queremos entrevistar a Sonsoles Herráez, fue alumna del curso de Profesores de español para extranjeros el pasado otoño y ha estado poniendo en práctica lo aprendido en el curso en una curiosa escuela estadounidense. No solo eso, está llena de ideas y experiencias. 

Cuéntanos cosas sobre ti. ¿A qué te dedicas? ¿Cómo se te ocurrió la idea de acercarte a la enseñanza de español?

Sonsoles, Marrta y su entrenador de baloncesto

Yo soy periodista y edito un medio, Tu Revista, pero lo que de verdad me define es que soy una persona superinquieta. Y esa inquietud me ha llevado a viajar por medio mundo.  En todos esos viajes he podido darme cuenta que la lengua es la mejor herramienta para poder integrarse. Con esa idea, llevaba tiempo pensando en prepararme para ser Profesora de Español para extranjeros. De casualidad me topé con Cálamo y no lo dudé. Este otoño realicé el Curso de ELE y he encontrado que enseñar nuestra lengua me encanta.  Es una forma complementaria de hacer lo que más me gusta. Creo que ser profe de ELE y periodista me abre aún más las puertas de todo el mundo.

Aprovechando la graduación de tu hija Marta en Boise (Estados Unidos) conseguiste poner en práctica tus conocimientos de ELE. ¿Cómo surgió la oportunidad?

Fui estas navidades a Boise (estado de Idaho) en Estados Unidos porque mi hija Marta se graduaba de Ingeniería y Biomedicina  con una beca de Baloncesto de la Universidad de Boise. Acababa de terminar el curso de ELE y justo su compañera de piso, Ane, daba clases de euskera en una Ikastola en Boise, ya que en esta ciudad es donde hay mayor número de gente vasca fuera de España. 

Así durante mi estancia allí acompañé a Ane e Íñigo, su compañero, a las clases de los niños. Y fue una experiencia genial. Ellos allí practican inglés y euskera. Con mi llegada se les introdujo un idioma más: español.  Es una pasada cómo los niños funcionan como verdaderas esponjas. Los pequeños integraron con total naturalidad la nueva lengua.

En la Ikastola de Boise, ¿a quién diste clase? ¿Cómo te encontraste? ¿Pudiste poner en práctica lo aprendido en el curso?

Compartí unas jornadas con unos niños y niñas de entre 2 y 6 años. Era justo antes de Navidad y, lo que es la casualidad, la unidad que preparamos con Víctor iba de deseos, y tomamos el tema de la Navidad. Así que apliqué lo que había visto en Cálamo y Cran. 

Una profesora de español en EE UU. Cálamo y Cran

Les hablé de los Reyes Magos, de que en España el 5 de enero era un día especial, de las comidas de Navidad en España. Era impresionante ver con qué atención escuchaban.Fue guay poder aplicar lo que nos había trasmitido Víctor.

Además, también aproveché allí a dar español y enseñar algunas palabras a los entrenadores de mi hija Marta. Les apasiona nuestra lengua, cultura y esos día fueron un auténtico intercambio. Os aseguro que ya muchos de los entrenadores cuando vengan a España serán capaces de saludar, decir qué quieren hacer, pedir comida… Lo mejor es que se les ha quedado el gusanillo de querer aprender más español.

¿Qué fue lo que más disfrutaste de las clases? ¿Y lo que más dificultades te supuso?

Lo que más me gustó fue ver la rapidez con la que los niños asimilaban todo. Cualquier cosa que les contaba la pillaban a la primera. Disfruté muchísimo viendo cómo se pueden practicar tres lenguas a la vez, con qué naturalidad se puede llevar a cabo y cómo enseñar es divertidísimo cuando se tiene la mente totalmente abierta.  

Lo más complicado fueron los mayores. Los entrenadores querían decir todo bien a la primera, y me costaba corregirles, porque veía en ellos mucho interés. En eso es donde tengo que mejorar mucho. Víctor insiste en que aprender una lengua y, sobre todo al principio, es poder comunicarse, aunque se comentan fallos. En esto tengo mi teoría, al principiante hay que engancharle, hay que conseguir que le enamore la lengua. Luego ya llegará la etapa de decirlo todo correcto.

¿Qué crees que es lo más importante de una clase de español para extranjeros?

Yo creo que lo más importante de una clase de español es “enganchar” al alumno. Que le apasione. Que al acabar la clase se quede con ganas de saber más.  De investigar. De conocer nuestra cultura, costumbres. Si se consigue eso creo que nuestros alumnos llegarán a poder comunicarse en español. En el fondo se trata de contagiarles la pasión por el español.

Sonsoles y su hija Marta en el Pabellón de entrenamiento

¿Qué objetivos tienes a la vista?

El curso de ELE en Calamo y la forma en la que nos lo impartió Víctor me ha dado muchas ideas y me ha abierto la mente para ser profe de español porque creo que va mucho con mi trabajo; con la revista comparto información con mis lectores y a través de la lengua española comparto valores y cultura con mucha gente. Me apasiona.

Además, estoy barajando enseñar español a niños y mujeres en situación de vulnerabilidad. Yo he viajado mucho y creo que la lengua es la primera herramienta para adaptarse a los sitios. No quiero que sea una barrera para nadie. Especialmente para los que tienen menos oportunidades. Tengo un amigo en Cruz Roja y acabamos de empezar a hablar para arrancar estas clases tan especiales e ilusionantes.

Por último, ¿algún proyecto interesante?

Ahora estoy con un proyecto, que quiero llevar a cabo con Almu, una de mis compañeras del curso, para impartir clases de español a deportistas y a sus familias. Fui deportista, y sigo estando en este mundo. Creo que un buen profesor de español es fundamental para que se adapten cuando fichan por un club en España. 

Estoy diseñando un proyecto que incluya dar clases de español pero también que vivan a tope toda nuestra cultura. Que ya que están aquí aprovechan las miles de ofertas culturales, gastronómicas y de todo tipo que les brinda cualquier ciudad española y que muchas veces se pierden por no saber el idioma o por no tener acceso a la información.

Vuestro curso me ha abierto la mente mucho más y las puertas de todo el mundo.

Ha sido un verdadero placer saber de ti, Sonsoles. ¡Esperamos volver a cruzar nuestros caminos! Suerte en todo lo que te propongas. 

 

¿Quieres ser Profesor de español para extranjeros?

Profesor de español para extranjeros
Enseñanza de español para extranjeros

 

Autor

Patricia Gómez Directora de marketing
Compartir